Abr 182017
 

Es un término que suele aparecer tanto en procesos civiles como laborales.

La palabra “citación” en este caso debe ser interpretada como que se notifique a alguien sobre algo para que “esté a derecho”, es decir para darle la posibilidad de plantear lo que crea conveniente en defensa de sus derechos antes de que algo ocurra.

Un ejemplo clásico es cuando homologan un acuerdo conciliatorio arribado por las partes “previa citación a los profesionales intervinientes”. Dicha homologación quedará conformada y firme recién cuando se demuestre haber notificado esta citación a los peritos.

Esto lo hacen para “avisarles” que se llegó a un acuerdo y darles la posibilidad de que soliciten regulación de honorarios.

Recordemos que mientras en el Fuero Laboral el impulso del expediente es de oficio (del juzgado) en el Fuero Civil el impulso es de los interesados, y es por eso que los citan para que puedan “impulsar” sus honorarios.

También se da mucho cuando alguien trabó embargo y la parte embargada paga y solicita se levante el embargo. El juzgado, antes de ordenar el levantamiento cita a los profesionales y/o al embargante para darles la posibilidad de oponerse y no procederá hasta que no haya constancias de que fueron notificados.


No announcement available or all announcement expired.


Dr. Mariano A. Fernández Oromendia
Especialista en cobro de honorarios periciales.
Contrate mis servicios AQUÍ.

Deje una consulta sobre cobro de honorarios AQUÍ.

 

Sorry, the comment form is closed at this time.